Colima

Agrónomos y veterinarios, gremios afectados por programas del Gobierno federal

Uno de los gremios más afectados profesionalmente por los programas asistenciales de Gobierno a nivel nacional han sido los agrónomos y los veterinarios, profesionistas que brindaban asesoría y capacitación a los productores, señaló el secretario de Finanzas de la Confederación Nacional Agronómica, Alfonso Muñiz Gaitán.

“El Gobierno no le ha dado importancia a ese acompañamiento y a esa necesidad técnica que los campesinos tienen de manera permanente. Es entendible cuando se ve que, en 4 años, de 91 mil millones de pesos, que era lo que se destinaba al sector rural, lo reducen a 57 mil millones en la proyección considerada para el próximo año”, expuso en una entrevista.

Lamentó que se trata de un 40% menos de inversiones destinadas al campo a nivel nacional, en materia de sanidad, comunicaciones, infraestructura hidráulica o en modernización.

Asimismo, Alfonso Muñiz señaló que, en los últimos 4 años, la ahora Sader, antes Sagarpa, canceló 29 programas que tenían la finalidad de fomentar la actividad ganadera, agrícola, pesquera, así como la sanidad e inocuidad, “tan necesaria en estos tiempos”.

Afirmó que “en México, como en ningún otro país, pareciera que no es importante la sanidad, la inocuidad de los alimentos. Si hoy en día algún productor quiere comercializar en el extranjero, debe tener certificaciones, acreditar que sus sistemas de producción son inocuos, que no son dañinos al consumo humano”.

La Confederación Nacional Agronómica, enfatizó, seguirá apoyando a los productores del campo, como lo ha hecho desde que surgieron como organización, aun cuando los programas de Gobierno han cancelado la posibilidad laboral.

Muñiz Gaitán manifestó que en los últimos años los servicios profesionales de los agrónomos eran por contrato y no contaban con seguridad social. “Somos el gremio menos reconocido, pero fundamental para que el campo haya tenido el auge que tuvo”.

Destacó que actualmente, la demanda de ese gremio es que se recupere el extensionismo y la asesoría en beneficio de la productividad, porque, “¿qué soberanía puede tener un país cuando no hay una soberanía alimentaria? ¿cuándo el país pierde su capacidad productiva? ¿cuándo dependemos más del 50% de la importación?”.

Botón volver arriba