Deportes

Ancelotti: “Si tenemos que celebrar, lo vamos a hacer”

Mientras la fuente de La Cibeles ya está vallada para una posible celebración del madridismo de LaLiga, que certificará el Real Madrid si suma al menos un punto el sábado ante el Espanyol, el técnico Carlo Ancelotti aseguró que la cercanía del duelo europeo ante el Manchester City no les condicionará y que lo celebrarán si salen campeones.

“No hemos pensado lo que vamos a celebrar, solamente pensamos en el partido y si tenemos que celebrar, lo vamos a hacer como hace todo el mundo. Hasta ahora no hemos preparado nada que no sea el partido e intentar ganarlo”, aseguró mostrando respeto al Espanyol.

Para el entrenador italiano, el duelo de vuelta de semifinales del miércoles no debe condicionar lo que vivan en Liga y en un partido en el que apostará por rotaciones masivas en su equipo titular.

“No es difícil afrontarlo. Somos conscientes de que estamos muy cerca de ganar un título pero tenemos que sacar puntos estos partidos porque todavía no se ha acabado. Nos gustaría acabarlo mañana, por eso el equipo es consciente del partido que tiene que hacer”, defendió.

Confirmó Ancelotti la baja de David Alaba para el partido y su duda para el encuentro ante el Manchester City. “Ha tenido el mismo problema que antes del partido contra el City en la primera parte, una molestia en el abductor. Si puede jugar el miércoles todavía no lo sé, habrá que esperar hasta el martes”.

Supersticioso, “como todos los italianos”, no dio LaLiga por ganada

Carletto se convertirá en el primer entrenador que gana las 5 grandes Ligas, pero no quiso hablar de ello hasta que no sea matemático. “Todavía no lo he conseguido y soy supersticioso como casi todos los italianos”.

“Nadie pensaba que tendríamos quince puntos de ventaja a estas alturas, el equipo lo ha hecho muy bien, lo hemos conseguido ganando partidos muy complicados fuera de casa. En Sevilla dos veces, en San Sebastián, en Barcelona. Creo que ahí marcamos la diferencia”, valoró.

Descartó que pese a las caras nuevas que presentará su equipo, sus jugadores vayan a emplearse con menor intensidad. “No creo que haya relajación, el título está tan cerca y hemos luchado para llegar a este punto, que estamos centrados en el partido. Vamos a intentar ganar. Los grandes tenistas ganan los match ball cuando los tienen. Somos un gran equipo y cuando tiene que dar el golpe en la mesa lo da”.

Carlo restó importancia a su labor, al asegurar que está “muy satisfecho del trabajo” pero que sido “muy sencillo” porque siempre tuvo “el apoyo del club” y de sus jugadores que “han aceptado con mucha seriedad y profesionalidad las decisiones”.

Y reivindicó la importancia de su cuerpo técnico y la figura de su hijo Davide. “Es un asistente muy competente, serio, profesional y tranquilo. Con él trabaja Francesco del que no se habla, son muy jóvenes, y destaco el trabajo de Luis con los porteros y de Pintus en el apartado físico”.

“Davide es muy joven, muy competente. Combinamos bien su entusiasmo con mi experiencia. Para mí no es simple hablar de esto porque tengo el aspecto emocional y familiar. Es difícil hablar de mi hijo. Ha mostrado que no está aquí porque es mi hijo, sino porque es competente. En el futuro puede ser un entrenador muy bueno”, sentenció.

Con información e imagen de EFE

Botón volver arriba