Barcelona, campeonas de la Champions League

El Barcelona Femenino hizo historia esta tarde al convertirse en el primer equipo español en ganar la Champions League, tras golear al Chelsea por 4-0.

El conjunto dirigido por Luis Cortés prometió que volvería a una final continental tras caer ante el Lyon dos años atrás, y lo logró para llevarse el título.

Desde los primeros minutos del encuentro, los astros se alinearon a favor del conjunto catalán, que se fue arriba en el marcador de manera temprana con un autogol de Melanie Leupolz al minuto 1, cuando intentaba despejar un disparo de Lieke Martens.

Con el cuadro inglés totalmente desconcentrado, vino un penal a favor del Barsa y al 13′, la capitana Alexia anotó el 2-0 para dejar en claro el dominio que impusieron con su futbol de pases largos y precisos.

El conjunto inglés jamás pudo reencontrarse en la cancha, mientras las jugadoras de Luis Cortés ganaban todos los balones e iban al frente.

Luego de una jugada colectiva, Aitana hizo el 3-0 al 20′, en lo que avisaba de una goleada sobre el cuadro inglés.

El conjunto del Barsa volvió a hacerse presente con una anotación de la noruega Caroline Hansen, quien aprovechó un servicio de Martens para clavar el 4-0 al minuto 36.

Chelsea realizó varios ajustes tácticos en el complemento buscando la remontada que se les negó.

El Barsa le dio oportunidad a la mayoría de sus jugadoras de ver acción para darles oportunidad de vivir esta Champions, celebrada en el Estadio Gamla Ullevi de Gotemburgo.

Hace dos años, un tímido Barcelona perdió la Final del torneo 2018-2019 ante el Lyon, y el equipo que se presentó hoy en el terreno de juego fue otro, con mucha confianza, calidad de sobra y sobre todo con la convicción de demostrar el crecimiento de la Liga española.

Chelsea apretó en los últimos 10 minutos, intentándolo todo, disparos de media distancia y escapadas por las bandas, pero atrás la zaga del Barsa ya no dejó pasar nada y mucho menos la arquera Sandra Paños.

Emma Hayes, directora técnica del Chelsea, se mantuvo dando instrucciones sin parar, pero su equipo se quedó sin opciones, y el cuadro del Barcelona les impidió obtener el triplete, ya que luego de la Liga y la Copa, buscaban la Champions que no se les dio.

Apenas sonó el silbatazo, el festejo fue emotivo de parte del conjunto español, que de esta manera culminó un sueño que persiguió durante varios años, invirtiendo y apostando a una plantilla equilibrada con grandes figuras extranjeras y jugadoras hechas en casa.

Con información de Reforma

Print Friendly, PDF & Email
Sin Comentarios

Deje su Comentarios