Opinión

COLUMNA: Brasas

Por J. Ángel Ramírez López

Abogados, cuestionan la ética del poder judicial

Algo tiene que hacer el Poder Judicial para erradicar su mala imagen ante Colegios y Barras de Abogados, a decir de ellos, porque hay intereses creados, privilegios, canonjías y otros asuntos que entorpecen la aplicación de la justicia pronta y expedita y la eficiencia de este Poder del Estado, no obstante que el Tribunal jure y perjure que se está mejorando la imagen institucional.

Yo como periodista intervine ante la juez cuando encerró en el Cereso a un menor de edad sólo por venganza de un policía; otro es que una secretaria de partes, mandó esposar a su esposo porque no aceptó seguir viviendo con ella, por gruñona; otro fue que un joven fue encerrado en el CIEM acusado de violación, cuando que al hacerle el examen de ADN resultó no ser el papá. ¿Así cómo, pues?

Calle Caxitlán, dos tremendos pozos

No dudo que la alcaldesa, Margarita Moreno, haya hecho lo que está de su parte para acabar con los baches generado en la zona urbana debido a la reciente temporada de lluvias, en que Colima quedó casi destrozado, pero quedaron algunos rezagos que deben ser atendidos, como, por ejemplo, en la avenida Caxitlán e Insurgentes, en el Infonavit, hay un bache de medio metro de hondo.

Ese pozo está pegado a la banqueta, y a 40 metros más al sur de la misma calle hay un hoyo de casi 4 metros cuadrados, por el que pasamos en nuestro vehículo a vuelta de rueda y dando tumbos; antes había chapopote, pero la lluvia se lo llevó y hasta la fecha nadie trabaja en su rehabilitación, mientras que en la colonia Antorcha Campesina, la calle José Martínez Ruiz sigue llena de hoyos.

Carretera a Zacualpan, los tiraderos

Digo que muy bien quedó la carretera Villa de Álvarez-Juluapan, luego de su rehabilitación para tapar tanto bache y nivelar con chapopote algunos tramos carreteros, pero hay dos problemas que siguen latentes en ese trayecto y que tampoco solucionó el exalcalde Felipe Cruz, hoy beneficiario de un cargo importante en el Gobierno estatal, uno es el tiradero de basura, bolsas y ramas por esa vía.

Falta una campaña de limpieza o una cuadrilla de trabajadores que limpien la zona, y el segundo problema es que no se ha reparado el Arroyo Seco, que sigue siendo muy estrecho y riesgoso por los daños sufridos por las corrientes pluviales de la temporada, ante el paso de pesados vehículos y mucho uso, por lo que es necesaria la gestión ante el gobierno estatal para que se repare ese puente.

Zona conurbada, se están secando los camellones

No obstante que por el temporal de lluvias hubo mucha humedad y reverdecieron los camellones y las áreas verdes de Colima, el temporal no es eterno, y como consecuencia de que las autoridades de la zona conurbada no riegan, se está secando el pasto y empieza a teñirse de color oro, por lo que urge la programación de camiones de riego en la zona conurbada, pues no tienen humedad.

Solamente se mantienen verdes aquellas áreas que tienen sistema de riego, como el tramo de una cuadra frente al Tecnológico de Colima y por Felipe Sevilla del Río, pero el resto de andadores y áreas verdes casi están secas por falta de atención de las autoridades municipales de Colima y Villa de Álvarez, que entraron y empezaron a trabajar duro, pero como que se está cansando el caballo.

Mercado La División, el inmueble sigue intacto desde 1987

Cuando yo era reportero y cubría la fuente oficial del Palacio de Gobierno (1986), me tocó acompañar al entonces gobernador Elías Zamora Verduzco a inaugurar el Mercado de La División, con música, sopitos, atole, tamales, tuba, pozole, pan y demás vendimia, y se veía un futuro prometedor para tanto locatario que se dio cita en el lugar en las dos plantas del edificio, pero todo duró medio año.

Parece que no hubo la clientela esperada, el lugar no era el adecuado para las colonias populares o la crisis económica y las deudas hicieron mella en los locatarios. Lo cierto es que cerró y no se volvió a abrir ni se vendió a la iniciativa privada. Acabo de pasar por ahí y está intacto, como nuevo, sin deterioros, esperando algún uso si es que el inmueble no está embargado por la banca.

 

Las opiniones expresadas en este texto periodístico de opinión, son responsabilidad exclusiva del autor y no son atribuibles a El Comentario.

Print Friendly, PDF & Email
Mira también
Cerrar
Botón volver arriba