COLUMNA: Brasas

Por J. Ángel Ramírez López

Pobrecito Lozoya, le dijeron que robara, y robó

Ahora resulta que el exdirector de PEMEX en tiempos del presidente Enrique Peña Nieto, Emilio Lozoya, fue presionado e intimidado para que robara, y por eso robó, pero es manilarga, porque robó millones de dólares para repartir a tutiplén a políticos de cuello blanco y a legisladores del PAN y de otros partidos, según sus primeras confesiones, asesorado por buenos abogados.

Él mismo está confesando, por disposición de sus juristas, que fue un arlequín, sin capacidad de opinión ni de crítica, pero qué bueno que se ha abierto una oportunidad para que confiese y diga lo que sabe de la corrupción de PEMEX, empresa que según eso es de los mexicanos, pero para auspiciar campañas y programas de gobiernos corruptos. Adelante con sus declaraciones.

 

Cubrebocas, el uso según la cultura social

Transité por distintos rumbos de Colima para escribir esta crítica, y resulta que en el centro de la ciudad, con la pandemia del Covid-19 tan aguda, que satura las instancias de salud, por cada 10 personas que detecté, 3 no traían cubrebocas; en colonias populares, de cada 10 personas, 5 no traína cubrebocas, y en colonias paupérrimas de las orillas, de cada 10 personas, 7 no traían cubrebocas.

En síntesis, según el grado de cultura, sociabilización y conciencia de la gente es como apoya, se solidariza y respalda las acciones oficiales para usar los protocolos de salud frente a la pandemia, porque asumir esta responsabilidad es respetar a los demás, pero creo también que hay gente que, si por cada paso se le diera un azote, ni así utilizaría cubrebocas ni cumplirá las medidas sanitarias.

 

Fin de semana, 263 asesinatos dolosos

Y sigue la mata dando y siguen los asesinatos dolosos en los distintos estados del país, sobre todo en Guanajuato, en lugar de besos y abrazos, pero nada de hacer realidad el compromiso solicitado por el presidente López Obrador para reanudar la paz después de un año de su gobierno, pues tan sólo en la semana pasada hubo 263 asesinatos dolosos, sobre todo entre bandas criminales.

Así, entre la pandemia del Covid-19 y los asesinatos, el número de muertos en nuestro país ha llegado a grados alarmantes, cuando se pensaba que el gobierno de la 4T haría un buen papel en contra del crimen organizado y no organizado. Y todavía los paleros representantes populares echan la culpa a los gobiernos de los estados del desastre en que nos ha llevado la federación.

 

Bazares y lotes de autos, retacados, en pandemia

Me dice ese amigo que tiene un lote de autos, que con la pandemia del Covid-19 la gente se ha descapitalizado y ya no tiene dinero, lo que la orillan a deshacerse de uno o del único de sus vehículos, así como vender en bazares muebles y artículos que tienen en varios espacios, con el propósito de recapitalizarse para seguir adelante en esta crisis económica, que cada día se agudiza.

Dice no preocuparse que le lleven muchos vehículos, porque es inversión, que en su momento recuperará, pasado el grave problema del coronavirus, y yo agregaría que así el gobierno quiere a la confinada, porque seguro cada fin de semana el gobierno acudirá a entregarnos el cheque o la despensa, o nos caerá pan del cielo, y en esto el alcalde Locho Morán tiene algo de razón.

 

Madrigueras de sicarios, intocables

Pues a como se ve la refriega de ejecutados en Manzanillo por parte de los sicarios, se nota que las guaridas de los cárteles de las drogas siguen intocables en el estado de Colima, no obstante 600 elementos de la Guardia Nacional, la Marina, la Zona Militar, la Policía Ministerial, la Policía Estatal y Municipal, que ni la pandemia les hace para imponerse por la atractiva plaza porteña.

Entonces, tenemos dos graves plagas en la entidad, la pandemia de coronavirus, que ha dejado en casi tres meses 9 decesos, mientras que la plaga de los cárteles ha dejado aquí unos cinco ejecutados diarios, y ni quien los pare, por lo que la última es la más grave en materia de inseguridad, y entre ambas están dejando graves secuelas entre los colimenses, y ni apoyo federal hay.

 

Print Friendly, PDF & Email
Etiquetas
Sin Comentarios

Deje su Comentarios