COLUMNA: Cotidianidad

¿Te sientes decepcionado de ti mismo?

Por Karla Aliset Morfin Arredondo

¿Estás decepcionado de ti mismo?, ¿Por qué podrías estarlo? Posiblemente porque todo aquello que te prometiste hacer no lo has cumplido; todos los sueños que has tenido por decidía o flojera los has abandonado.

Es importante mencionar que algunas veces las metas que se trazan no van en línea con tus ideales y es entonces cuando las cosas empiezan a salir mal o cuando te pones metas demasiado fantasiosas en un tiempo no razonable o tal vez, te planteaste algo en tu vida que no era lo que querías hacer.

Sentirte decepcionado es cuando aquello que en algún momento pensaste hacer no se hizo por razones tanto internas como externas. Te decepcionas, porque en el proceso se te olvida que las cosas puedes suceder como lo imaginaste o no, pero eso es una realidad, nadie tiene la certeza de que las cosas puedan ocurrir a la perfección.

Hay una realidad muy cierta, las personas están dispuestas a recibir los resultados, pero no a trabajar por ellos y es entonces donde aparece la decepción, al no tener los resultados que quieres. Ahora, hay personas que se quedan a medias en todo aquello que inician porque pareciera que al completar algo, les tuviera que dar paso a otra cosa.

Traza tus propias huellas y no las de otros, piensa el camino que quieres caminar, analiza si aquello que querías obtener y no lo obtuviste realmente valía la pena tenerlo. Deja de lado los prejuicios que la sociedad te imponga. Hoy gracias a lo que no hiciste, llegaron a tu vida otras cosas que no esperabas pero que de alguna u otra manera tuvieron un impacto en tu vida. No tengas miedo de equivocarte, ten miedo a quedarte en el mismo lugar por tener completos a otros y no a ti.

 

 

Las opiniones expresadas en este texto periodístico de opinión, son responsabilidad exclusiva del autor y no son atribuibles a El Comentario.

Print Friendly, PDF & Email
Etiquetas
Sin Comentarios

Deje su Comentarios