COLUMNA: Escribanías

Joubert, nuevamente

Por Rubén Carrillo Ruiz

Imparto un taller a jóvenes de todas las carreras de la Facultad de Letras y Comunicación. La primera sugerencia es que se vuelvan adictos a la lectura del aforismo, modernos y breves tuits que desde su antigüedad milenaria nos invitan a una aventura profunda, sensible.

El aforismo vive, desde su origen, en el disturbio conceptual. Su misión turbulenta consiste en zarandear conciencias mediante la concisión y, siempre, con el humor decantado, la ironía.

Este género agita. Es idóneo para francotiradores del pensamiento porque lo criban y las esquirlas dejan en el lector gérmenes de interpelación trascendente. En mi vida lectora, los aforismos se convirtieron en brújula, ejes escriturales y estilísticos, más allá de su (aparente) pirotecnia verbal: en obsesión que evitó el extravío. Se pasean en los corredores de la filosofía, la semántica y la lógica. Preguntan. Idealizan. Son escáner de la condición humana. Los lectores del aforismo somos rumiantes de las ideas.

Por sugerencia de varios lectores, reincido en la publicación de Joseph Joubert, cuyos dos volúmenes de pensamientos están en la plataforma de manuscritos de la Biblioteca Nacional de Francia.

1.- Es bueno olvidar la historia, por eso es bueno saberlo.

2.- La mente eminentemente falsa es la que nunca siente que se está desviando.

3.- Pedagogía: llevar dentro de uno mismo y con uno mismo esta indulgencia que hace florecer los pensamientos de los demás.

4.- El error se agita, la verdad descansa.

5.- Un hombre que no muestra defectos es un tonto o un hipócrita que debe ser cauteloso.

6.- Si quitas lo bello, quitas la mitad de la moralidad; la mitad de sus reglas.

7.- Nada hace al hombre más pequeño que los pequeños placeres.

8.- Un sentimiento hermoso es mejor que un hecho y una certeza.

9.- Hay indulgencias que son una denegación de justicia.

10.- La justicia y la precisión son dos cualidades que provienen de la misma fuente.

11.- Pocas mentes son espaciosas; pocas, incluso, tienen un espacio vacío y ofrecen algún punto vacío. Casi todas tienen habilidades estrechas y están ocupadas por algún conocimiento que los obstruye. Qué tortura hablar con la cabeza llena, y por donde no puede entrar nada del exterior. Un buen espíritu, para gozar de sí mismo y dejar que otros lo disfruten, siempre debe mantenerse más grande que sus propios pensamientos. Y para que eso suceda, debe darles una forma curvada, fácil de apretar y extender y, finalmente, mantener su flexibilidad natural.

12.- Todo talento tiene como causa, principio, sustancia y esencia la capacidad de estar más o menos atento.

13.- En efecto, la bondad nos hace, sin duda, mejores que la moral.

14.- Ser libre no es hacer lo que uno quiere, sino lo que uno piensa, que es mejor y más apropiado.

15.- El miedo es un sentimiento. La previsión es una operación de la mente. Anticiparse a los males no es un miedo.

16.- La ambición es despiadada: cualquier mérito que no le sirva es despreciable a sus ojos.

17.- La ternura es el resto de la pasión.

18.- Cuando mis amigos son ciegos, los miro de perfil.

19.- No decimos nada en verso que no podamos expresar tan bien en nuestra prosa, y no siempre es recíproco. El prosador mantiene su pensamiento más cerca y lo conduce por el camino más corto, mientras que el versificador deja que las riendas floten y va donde la rima lo empuja.

20.- En la literatura actual, la albañilería está bien hecha, pero la arquitectura está mal hecha.

21.- Si la novedad es esencial para que las pasiones se hagan realidad, la variedad es necesaria para que sobrevivan.

22.- Silenciar a los adversarios no es convencerlos, sino sólo avergonzarlos, una ventaja despreciable.

23.- Quien no sabe callarse no tiene ninguna influencia.

24.- En el discurso, la pasión (que es vehemente) debe ser sólo la dama de la inteligencia, que es callada. Es necesario, está permitido, incluso loable, hablar con el propio estado de ánimo, pero uno solo debe pensar y juzgar con la propia razón.

25.- La indiferencia da un falso aire de superioridad.

26.- Cualquier ingenuidad corre el riesgo de ser ridiculizada y no merece nada. En toda ingenuidad hay confianza sin reflexión. Toda ingenuidad es un testimonio de inocencia.

27.- La comparación es una especie de conjetura.

28.- La ilusión está en las sensaciones. El error está en las sentencias. Uno puede conocer la verdad y disfrutar de la ilusión.

29.- No basta con hacer oír lo que se dice, hay que hacerlo ver. La memoria, la inteligencia y la imaginación también deben adaptarse a ella.

30.- Para ser trágico, las desgracias deben ser raras.

31.- Quién dijo: ¿Quieres pintar silencio? Usa ruido. ¿Quieres pintar el ruido? Usa el silencio.

32.- No escribas si no sobresales y, para sobresalir, escribe poco.

34.- Solo conocemos bien algo cuando lo conocemos después de haberlo aprendido hace mucho tiempo.

35.- En cualquier libro, la simetría aparente u oculta es el fundamento visible o secreto del placer que experimentamos. Es ella la que da base a los movimientos que excitan las variedades, los contrastes.

36.- Ser natural, en las artes, es ser sincero.

37.- La regla nos libera de las fantasías, de los tormentos de la incertidumbre.

38.- Para ser tacaño, todo lo que necesitas es pereza, inacción.

39.- Un joven sospechoso corre el riesgo de ser engañado algún día.

40.- Las grandes mentes son aquellas que disfrazan sus límites, que esconden su mediocridad.

41.- Todo lo que es preciso es corto.

42.- La encuadernación recomienda un libro; un libro debe recordar a su lector, ya que se dice que el buen vino recuerda a su bebedor. Solo puede recordarlo con su aprobación. Una cierta aprobación debe ser encontrada incluso en los escritos más austeros.

43.- Cuando las palabras están bien escogidas, son resúmenes de frases; las palabras son los cuerpos y el vínculo externo de los pensamientos.

44.- La república es el único remedio para los males de la monarquía, y la monarquía, el único remedio para los males de la república.

45.- Todo lo que es mejor no dura.

Print Friendly, PDF & Email
Etiquetas
Sin Comentarios

Deje su Comentarios