Opinión

COLUMNA: Paracaídas

Rogelio Guedea

La UdeC en la FIL Guadalajara

La Feria Internacional del Libro de Guadalajara es el evento cultural más importante de Latinoamérica y uno de los más importantes del mundo, junto con la Feria de Frankfurt. En la FIL Guadalajara confluyen autores, libreros, agentes literarios, editoriales de todo tipo y quehacer, nacionales e internacionales, también hay conferencias, presentaciones de libros, congresos, lecturas, incluso eventos artísticos y programas de promoción de la lectura, lo que la convierte en una feria todo terreno y en un atractivo para todo tipo de público. Hay un espacio dedicado a las editoriales universitarias y entre ellos se ha abierto paso el pabellón de nuestra máxima casa de estudios, el cual siempre ha tomado esta oportunidad para promover las publicaciones universitarias. Pero no sólo eso: también se ha aprovechado la oportunidad para presentar un espacio digno de visitarse y de apreciarse pues el equipo encargado de ello, encabezado por Ana Lilia Moreno, directora general de servicios universitarios,
ha hecho siempre diseños muy atractivos del Pabellón, lo cual le ha valido siempre importantes reconocimientos. En la edición de este año, por ejemplo, el pabellón universitario ganó el premio al mejor Stand 2022 en la categoría de Espacio Sustentable, reconocimiento que le fue entregado por la directora de la FIL, Marisol Schulz. En la ceremonia de entrega del reconocimiento, la propia Ana Lilia Moreno agradeció al rector Torres Ortiz todo el apoyo brindado para que el fondo editorial universitario y las publicaciones impresas de la casa de estudios sigan consolidándose como una opción más para los lectores, labor que tampoco es fácil dados los tiempos difíciles por los que el sector editorial ha pasado en los últimos años debido a la pandemia. Por eso, reconocimientos como éste se dicen fácil o podrían parecer fáciles, pero en realidad no lo son así pues implican esfuerzos de muchos en muchos sentidos, y ya son años de que nuestra casa de estudios ha ocupado un rol honroso en la máxima fiesta del libro de nuestro país. Debe, pues, continuarse por el mismo camino y reconocerse que, hoy por hoy, el libro y la lectura son los fundamentos de una institución educativa y el sostén de una sociedad, sobre todo en tiempos difíciles como los que vivimos.

Las opiniones expresadas en este texto periodístico de opinión, son responsabilidad exclusiva del autor y no son atribuibles a El Comentario.

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba