Con Néstor Araujo en la banca, el Celta  cae ante Cádiz

El Cádiz sufrió, pero sumó su primera victoria de la temporada en Balaídos, después de derrotar a un Celta de Vigo por 1-2 que no levanta cabeza, víctima de dos errores en el primer tiempo que allanaron el triunfo gaditano, que se adelantó con tantos de Lozano y Espino.

Para este duelo, el mexicano Néstor Araujo entró en convocatoria, sin embargo, se quedó en la banca.

Con Fali como pivote por detrás de una línea de cuatro centrocampistas, el Cádiz ahogó a su rival en la zona de creación. Los celestes abusaron del juego en corto, de los pases laterales. Y sus extremos, los argentinos Cervi y Augusto, apenas entraron en juego.

El equipo gaditano estaba muy cómodo, esperando su oportunidad. Y llegaron en la recta final. Primero Lozano explotó un desajuste defensivo de los celestes en una falta lateral para superar a Dituro con un cabezazo; y después Jose Fontán cometió un penalti infantil sobre el hondureño.

El portero argentino Matías Dituro detuvo el lanzamiento de Sánchez, pero el uruguayo Espino estuvo más rápido que los defensas y marcó tras recoger el rechace. El Cádiz llegó tres veces y marcó dos goles.

Para la segunda mitad, el Celta recortó diferencias gracias a Santi Mina (64) después de que Ledesma se luciera ante Aspas, y estuvo a punto de igualar en la prolongación del duelo, con dos remates de cabeza al larguero: el primero de su referente Iago Aspas (90+1) y el segundo del colombiano Jeison Murillo (90+6).

Faltaba poco menos de media hora. Siguió empujando el equipo celeste, con Aspas más participativo y volcando su juego hacia los costados.

Santi Mina rozó el doblete en dos ocasiones, pero las mejores oportunidades para los locales llegaron en el tiempo de descuento con un cabezazo de Aspas y otro de Jeison Murillo que se estrellaron en el larguero.

 

Con información de Mediotiempo

Print Friendly, PDF & Email
Etiquetas