Cuarentena en quincena (nuestra crónica)

1 de la tarde

¡Hace calor! Esa fue la primera sensación que me dio al abordar el vehículo en el que me trasladaría.  Y es que tuve que ir al centro de la ciudad de Colima por el mismo motivo que, supongo, muchos ciudadanos estuvieron hoy por allí. Al mediodía había mucha actividad por esas calles.

Cuando viajaba desde Villa de Álvarez a Colima, recorría la calle Narciso Mendoza donde vi a dos señoras que a la sombra de un árbol contemplaban el vaivén de la gente. Pensé: la cuarentena debe de ser dentro, es decir, debemos permanecer en nuestros hogares, pero dentro de ellos, no tomando el fresco como en una tarde cualquiera.

Llegando al centro de la ciudad me topé con un tráfico inusual para estos días, días de cuarentena: la avenida Manuel Álvarez lucía llena en el sentido poniente-oriente y, sobre todo, en el cruce con la Pino Suárez -insisto: para ser estos días- se podían apreciar muchos automóviles, gente caminando por las aceras, gente esperando el transporte público; incluso, había un chavo pidiendo apoyo para los Centros de Integración Juvenil. ¡Así!

Avancé a por Maclovio Herrera y el tráfico disminuyó un poco para volver a incrementarse a la altura de Nigromante en dirección norte-sur. Allí me topé con mucha gente haciendo fila para entrar a Elektra. Eso no es novedad, pues son ya varios los días en los que esa situación se presenta, lo malo es que la gente no está tomando la distancia necesaria (un metro al menos) para evitar que si alguien toce o estornuda, no se contagie del coronavirus Covid-19.

Llegué a mi destino en el centro. El calor arreciaba. En mi celular la radio recordaba “Stand by me” de Oasis. Hice mis recados y al emprender el regreso de nuevo me topé con mucho tráfico, ahora por la avenida de Los Maestros y San Fernando; me topé con colas en sucursales de los bancos Banamex, Santander y Bancomer. En todos, afuera, la gente se aglomera en las aceras mientras adentro tratan de atender de uno a uno. En el exterior, todos hablan, se saludan y olvidan las medidas sanitarias de la Organización Mundial de la Salud y de la Secretaría de Salud.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

2:30 de la tarde

Y mientras en el mundo España anunciaba un paquete económico superior a los 700 millones de euros para enfrentar la grave crisis de salud que por Covid-19 enfrenta; y mientras el Gobierno del estado, a través del epidemiólogo Rodolfo Flores García, anunciaba una licitación para la compra de 30 ventiladores de asistencia respiratoria; y mientras el presidente de la Unión Regional de Plataneros, Francisco Hueso Alcaraz, se lamentaba porque debido al aislamiento social la demanda por diferentes productos agrícolas ha bajado; y mientras el Gobierno federal extendía la cuarentena, mínimo, hasta el 30 de abril, los colimenses, por ser quincena, congestionaban las calles del centro de la capital, los bancos, los Pollos Felices, los Pechugones, los Pozoles Secos “Don Ramón”…

Hoy tuve que salir por necesidad a la calle, pero hago un extenso, de verdad, extensísimo llamado a la población: no salgan, todavía no termina. Si no tienen nada a qué salir, no lo hagan.

Vi que muchos niños y adolescentes siguen jugando en las canchas como si nada. Papás, jóvenes, no son vacaciones, estamos, según la secretaria de Salud estatal, Leticia Delgado Carrillo, en el momento justo para reducir la velocidad de transmisión de los casos de Covid-19 y con ello no saturar la infraestructura hospitalaria de Colima.

La funcionaria estatal ha invitado a la población a conducirse con responsabilidad y a que no pase en nuestro país lo que otras naciones están viviendo, al tiempo que detallaba que se han detectado 38 casos, de los cuales 27 son negativos, otros 9 permanecen bajo observación y 2 están confirmados.

Unámonos y pongamos atención a la emergencia sanitaria. La cuarentena no es fácil, pero evitemos más contagios para que quienes enfermen puedan ser atendidos con prontitud y logren recuperarse. Aunque suene y se vea feo, que las calles de Colima y Villa de Álvarez luzcan solas.

 

(Nota de la Redacción: fotografías tomadas en el centro de la ciudad de Colima después de las 6:39 de la tarde de este martes 31 de marzo)

Print Friendly, PDF & Email
Etiquetas
Sin Comentarios

Deje su Comentarios