Cumple Puerto Rico una semana sin agua ni infraestructura eléctrica

El gobernador de Puerto Rico, Ricardo Roselló, reiteró que la isla caribeña lleva más de una semana sin infraestructura eléctrica, sin sistema de comunicaciones y sin agua, mientras que la distribución de combustible es lenta, tras el paso del devastador huracán María.

En declaraciones a cadena de noticias CNN, Roselló dijo que el combustible es básico y una de las prioridades no sólo para el transporte, sino para las principales funciones de telecomunicaciones, hospitales y agua, entre otras.

Cerca del 97% de los 3.4 millones de habitantes de Puerto Rico aún están en la oscuridad y alrededor de la mitad de los residentes no tienen agua, indicó el gobernador de Puerto Rico, un Estado Libre Asociado a Estados Unidos.

Las declaraciones de Roselló se dan el mismo día en que el presidente estadunidense Donald Trump suspendió de manera temporal la Ley Jones para facilitar que llegue la ayuda vía marítima a millones de damnificados en Puerto Rico afectados por el huracán María.

El anuncio fue hecho por Sara Sanders, la vocera presidencial en un mensaje a través de su cuenta de Twitter en el que señaló que la medida entrará en vigor “de inmediato”.

La medida responde a una petición del gobernador Roselló y gracias a su suspensión se permitirá a buques extranjeros apoyar en el esfuerzo de llevar ayuda de Puerto Rico.

La Ley Jones permite el trasiego de mercancías entre puertos de Estados Unidos sólo a buques propiedad y operados por este país.

Esta ley también fue suspendida en Texas después del paso del huracán Harvey; y en Florida tras el azote del huracán Irma, para permitir sobre todo el suministro de combustible de manera más eficiente.

Print Friendly, PDF & Email