Mundo

Denuncian en España 10 mil armas de caza a la venta en internet sin control

La Fundación Franz Weber (FFW) denunció este sábado la venta de 10 mil armas de caza sin control en internet, en páginas web de productos de segunda mano, donde cualquier persona las puede adquirir en España -incluso menores de edad- y a un precio relativamente asequible.

La proliferación de anuncios de venta de armas en España en webs de productos de segunda mano “está al alcance de cualquier persona que puede contactar con los vendedores para la compra de armas por menos de 200 euros (214 dólares), sin que parezca existir un control real sobre las transacciones”, según un comunicado de FFW.

Es una organización creada en Suiza en 1975 por el activista y periodista Franz Weber, cuyo objetivo principal es la protección de los animales y la naturaleza.

En España, no se pueden portar ni poseer armas de fuego sin la correspondiente autorización o licencia expedida por las autoridades competentes.

Para obtener ese permiso, además de la documentación requerida para cada tipo de arma, los interesados deberán acreditar aptitudes psíquicas y físicas adecuadas y los conocimientos necesarios sobre su conservación, mantenimiento y manejo.

FFW señala que el acceso a estos anuncios “no dispone de filtro previo alguno”, por lo que cualquier menor de edad podría adquirir, de “forma relativamente sencilla”, un rifle o una escopeta y recibirla “sin pasar los controles pertinentes”.

La inmensa mayoría de los anuncios “no incluyen información completa sobre la persona vendedora ni documentación de las armas”.

El Reglamento de Armas de 1993, según FFW, especifica que algunos de esos artículos “solo podrán tener publicidad en revistas, catálogos o folletos especializados”.

Sin embargo, es “difícil” considerar que estas páginas web donde se ofrecen desde prendas de ropa a electrodomésticos “cumplan con este requisito de especialidad”.

La fundación rechaza, además, la “condescendencia institucional” con estos anuncios, a los que puede acceder cualquier persona, sin que se adopten “medidas contundentes” para restringir las transacciones de armas desde entornos digitales, “donde el control por parte de las empresas propietarias es ínfimo”.Con información de EFE

Print Friendly, PDF & Email
Botón volver arriba