Mundo

Dicta Justicia peruana prisión preventiva a presunto feminicida de mexicana

La Justicia de Perú ordenó este martes 9 meses de prisión preventiva para el ciudadano Juan Pablo Villafuerte, principal sospechoso del feminicidio de Blanca Arellano, una mexicana que desapareció 3 meses después de llegar al país andino supuestamente para ver a este hombre al que había conocido por internet.

“El Poder Judicial declara fundado el pedido del Ministerio Público de prisión preventiva, por 9 meses, contra Juan Pablo Villafuerte Pinto, por el presunto feminicidio de la ciudadana mexicana Blanca Olivia Arellano Gutiérrez”, escribió el Poder Judicial en su cuenta oficial de Twitter.

Al término de la audiencia, que se extendió por unas 6 horas, la Corte Superior de Justicia de Huaura resolvió que la solicitud fiscal es “más que razonable” de acuerdo con los elementos de convicción del caso, que ascienden a una setentena.

El tribunal sostuvo, además, que esta medida restrictiva es “proporcionada e idónea” y que se justifica “para evitar la reiteración delictiva” de Villafuerte, quien cumplía una orden de detención preliminar de 72 horas, mientras se le investiga por la presunta comisión de los delitos de feminicidio, trata de personas y tráfico de órganos.

La tesis fiscal sostiene que este hombre, de 37 años y estudiante de medicina, está vinculado a la desaparición y la muerte de la ciudadana mexicana con quien, al parecer, mantenía una relación sentimental.

Arellano, de 51 años, llegó a Perú a fines de julio pasado para encontrarse con Villafuerte, a quien aparentemente había conocido a través de una plataforma de videojuegos.

Una vez en suelo peruano, ambos habrían convivido en un departamento de la ciudad de Huacho, ubicada en el departamento de Lima.

Los familiares de Arellano reportaron su desaparición el 7 de noviembre pasado, 2 días antes de que la Policía hallara restos humanos en una playa de esta localidad.

Durante la audiencia, la Fiscalía confirmó que el informe forense ratificó que estos restos pertenecen a la ciudadana mexicana, según recogieron medios locales.

Con el caso de Arellano, ya son 39 las mujeres que, en lo que va de 2022, murieron asesinadas en la expresión más extrema de violencia de género en Perú, donde los feminicidios reportados en los últimos 5 años suman un total de 674, informó este marte el Ministerio Público.

Con información de EFE

Botón volver arriba