Mundo

Empieza a elegir jurado el juicio a un líder del ataque al Capitolio de EUA

La selección del jurado en el caso contra el líder de la organización de extrema derecha Oath Keepers y otros 4 integrantes de ese grupo por atacar el Capitolio de Estados Unidos el 6 de enero de 2021 comenzó este martes en un juzgado de Washington.

Stewart Rhodes y otras cuatro personas están imputados por sedición.

La acusación considera que se coordinaron entre sí y planearon viajar a la capital para irrumpir en la sede del Congreso con armas el día en que se iban a ratificar los resultados de las elecciones presidenciales de noviembre de 2020, en las que el demócrata Joe Biden derrotó al entonces presidente, Donald Trump.

Durante el asalto, que dejó 5 fallecidos y más de 140 agentes heridos, Rhodes se mantuvo fuera del edificio.

El juicio en el Tribunal Federal de Distrito de Washington está previsto que dure entre 4 y 6 semanas, y es el primero de varios contra grupos de extrema derecha por acciones antigubernamentales.

Los Oath Keepers (Guardianes del Juramento) son una organización poco estructurada vinculada a las milicias ciudadanas y que, aunque acepta a cualquiera como miembro, centra sus tareas de reclutamiento en exmilitares, policías y personal de primeros auxilios.

La organización Southern Poverty Law Center (SPLC) los describe como “uno de los grupos radicales antigubernamentales más grandes de Estados Unidos”.

Rhodes fue el primer acusado de sedición por los trágicos acontecimientos del 6 de enero y, según avanzó este martes el diario The New York Times, planea alegar que creía que iban a seguir órdenes legales de Trump, en aquel entonces presidente saliente.

Aunque el exmandatario republicano nunca invocó la Ley de Insurrección, que data de 1807 y autoriza al comandante en jefe de las Fuerzas Armadas a desplegar tropas federales para hacer cumplir las leyes federales o estatales, el líder de los Oath Keepers sostiene que pensaba que sí lo iba a hacer.

La presentación de la acusación incluirá declaraciones de testimonios de dentro de los propios Oath Keepers, grabaciones de conversaciones en walkie-talkies que tuvieron lugar ese 6 de enero y chats en la aplicación de mensajería encriptada Signal que Rhodes y otros mantuvieron los días previos al ataque.

En caso de ser declarado culpable, afrontaría una posible condena de 20 años de cárcel.

Los seguidores de Trump que asaltaron el Capitolio incluyeron una mezcla de distintos grupos radicalizados, entre ellos el movimiento de ultraderecha Proud Boys y 2 organizaciones de la misma tendencia, Oath Keepers y Three Percenters.

Con información e imagen de EFE

Botón volver arriba