México

Impactaría Gas Bienestar en las finanzas de PEMEX

Esta mañana, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció la creación de Gas Bienestar para competir con las compañías privadas que dominan el mercado y los precios de venta del energético, ante lo cual, Banco Base aseveró que la creación de esta división de Pemex que vendería gas LP a un precio más bajo, afectaría las finanzas de Pemex pues tendría que importar el combustible para cubrir la demanda y venderlo a un precio subsidiado.

Según información de Reforma, Gabriela Siller, directora de Análisis Económico y Financiero de Banco Base, explicó que Pemex produce alrededor del 30% de la demanda total del país, con lo que el resto del energético es importado a precios internacionales.

“Tendrían que importar y el precio de adquisición en el extranjero incluirá costos de producción al precio que determine el mercado internacional. Asimismo, habrá costos de transportación y almacenamiento y finalmente de comercialización, por lo que no es claro como ofrecerán el gas a menor precio”, apuntó la especialista.

Así, el crear la empresa no garantizaría menores precios, sino que para ello, Gas Bienestar tendría que vender el energético a un precio subsidiado.

De acuerdo con datos de Banco Base, el precio internacional del gas LP (Mont Belvieu, TX Propane Spot Price) acumula un incremento de 45.7% en el año, hasta el 28 de junio; mientras que el gas doméstico LP ha subido 17.82% en el año, hasta la primera quincena del mes pasado.

“La discrepancia radica en que varios comercializadores han absorbido parte de los incrementos en los precios internacionales”, señaló Siller.

Además, se tendrían que realizar inversiones en infraestructura, como tanques.

“La duda es ¿quién absorberá estos costos, Pemex o Hacienda? Esto podría tener implicaciones para la calificación crediticia”, apuntó.

Por su parte, Alejandro Saldaña, economista en jefe de “Ve por Más”, consideró que el incremento del precio del gas LP está relacionado con un efecto aritmético, de baja base de comparación y tenderán a la baja.

“Los precios energéticos cayeron de forma importante hace un año con la pandemia por los bajos precios del petróleo y por la menor movilidad social que hizo que se redujera la demanda.

“Estamos analizando el impacto que pueda tener, dado que el mercado mexicano es un gran consumidor de gas; estamos tratando de ver el impacto tanto para personas y finanzas públicas y para la competencia en el mercado”, añadió.

 

Con información de Reforma

Botón volver arriba