México

Investigaciones en contra de Cabeza de Vaca iniciaron en 2018: Ricardo Mejía

Las autoridades mexicanas buscan al exgobernador del estado de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca (2016-2022), por los crímenes de delincuencia organizada, operaciones ilícitas y lavado de dinero, confirmó este jueves (6) el Gobierno.

“Luego de concluido su encargo como gobernador, el pasado día 4 de octubre, se gira una nueva orden de aprehensión en contra de Francisco Javier García Cabeza de Vaca por los delitos de delincuencia organizada y operaciones por recursos de procedencia ilícita”, reveló el subsecretario de Seguridad, Ricardo Mejía.

Mejía reafirmó en la rueda de prensa diaria del Gobierno la información que trascendió este miércoles, cuando el Instituto Nacional de Migración (INM) emitió una alerta migratoria para evitar la fuga de García Cabeza de Vaca, del Partido Acción Nacional (PAN).

El subsecretario señaló que “está pendiente de ejecutar la orden de aprehensión” contra el exmandatario de Tamaulipas, estado fronterizo con Texas conocido por la presencia de cárteles del crimen organizado.

El funcionario aseveró que las “investigaciones” y “diferentes pesquisas” en contra del político opositor iniciaron en 2018, antes de que el presidente Andrés Manuel López Obrador asumiera el Gobierno.

“Se interpone una primera denuncia por la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) en contra de esta persona por el delito de lavado de dinero, por la simulación de compraventa de un departamento y, en consecuencia, el juez de control gira una primera orden de aprehensión en su contra”, detalló.

La polémica inició desde 2020, cuando trascendió que la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO) de la Fiscalía General de la República (FGR) indagaba al gobernador tras obtener audios telefónicos conseguidos por la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA, en inglés).

García Cabeza de Vaca también figura en la denuncia del exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex) Emilio Lozoya contra legisladores del PAN, a quienes acusa de recibir sobornos de la empresa Odebrecht en 2013 para aprobar la reforma energética del Gobierno de Enrique Peña Nieto (2012-2018).

Tras las denuncias, inició una larga batalla que buscó, sin éxito, quitarle el fuero a García Cabeza de Vaca para someterlo a proceso penal y que involucró al Congreso de Tamaulipas, al Congreso federal y la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

El pasado lunes se suscitó la polémica por una posible ausencia del exgobernador en la toma de posesión del nuevo mandatario de Tamaulipas, Américo Villarreal, a lo que él respondió en Twitter que estaba en el estado descansando con su familia.

Con información de EFE

Botón volver arriba