Universitarias

Ofrecen alumnos cena experiencial con música, narraciones y platillos especiales

Con el objetivo de reforzar el aprendizaje obtenido en las aulas, 33 estudiantes de quinto semestre de la Facultad de Turismo ofrecieron la cena experiencial “La Casa del Brije: Entre la vida y la muerte”, durante la cual, las y los invitados, además de ser agasajados con una exquisita cena de 3 tiempos, disfrutaron la narración de leyendas prehispánicas del Día de Muertos, danza, trabajos bodypaint y la intervención de la Rondalla de la Universidad de Colima.

Para hablar sobre esta cena experiencial, la docente Karina Rosales señaló que el evento surgió a partir de la materia “Gestión de Turismo de Negocios”, en conjunto con la optativa de “Catering y protocolo”, que imparte el profesor y chef, Jesús Solís Marín: “La idea fue crear una experiencia inmersiva para los comensales a través de la gastronomía, la música, danza, pintura y literatura popular”, detalló.

Para el platillo de entrada, añadió, “los comensales degustaron una crema de huitlacoche mientras escuchaban la leyenda del nahual; posteriormente disfrutaron 2 tacos, uno de pollo con pipián de cacahuate y el segundo de pork belly con un marinado especial, mientras atendían la narración de la leyenda del Mictlán; al final, ofrecimos como postre un tamal de fresa con una cubierta de cacao, mientras nuestra estudiante narraba la leyenda del colibrí”.

Añadió que uno de los objetivos del evento es que los estudiantes sean conscientes de que el turismo de eventos es rentable y cuenta con un amplio mercado en el cual se pueden desempeñar; así, ellos y ellas crearon contactos con proveedores y patrocinadores, realizaron la publicidad y diseñaron el concepto temático de la cena, entre otros asuntos: “Estuvimos presentes en el proceso como guías, pero ellos tuvieron que aprender a gestionar y resolver los problemas para adquirir sus competencias teóricas y prácticas”, dijo.

El chef y profesor del laboratorio de alimentos y bebidas de la Facultad de Turismo, Jesús Solís, dijo en entrevista que los jóvenes adquirieron competencias relacionadas con el liderazgo y el trabajo en equipo, formando grupos de trabajo en la cocina, para los meseros y garroteros, entre otros: “Los equipos funcionaron de manera integral para sacar adelante el evento”.

Además, dijo que “Catering” es la materia de entrada para las de Gastronomía I y II que llevarán los próximos semestres, y la idea es que este curso sea la apertura para sus conocimientos de cocina, adquiriendo habilidades culinarias básicas, técnicas de cocción, manejo de temperaturas, elaboración de un menú, etcétera; “para esta ocasión cocinamos todo con ingredientes tradicionales como chile y maíz; la cocción de la carne la realizamos en horno de leña con hoja de maguey y hoja de plátano, y preparamos desde cero ingredientes como la salsa yucateca, conocida como recado negro o el pipián”.

Por último, recalcó que las y los estudiantes realizaron todo el trabajo bajo su guía y supervisión: “Los invitados disfrutaron el resultado de la sazón que crearon nuestros estudiantes mediante sus manos”.

También acudieron a este evento la coordinadora general de Docencia, Martha Magaña Echeverría y la directora general de Educación Superior, Susana Aurelia Preciado.

Botón volver arriba