Relata adolescente cómo decapitó a un hombre para el crimen organizado

Relata adolescente cómo decapitó a un hombre para el crimen organizado

Pese a que la proporción de niñas reclutadas por la delincuencia organizada es menor que de los niños, un 15% frente a un 85%, éstas realizan los mismos crueles trabajos que se encargan a los hombres, según un estudio de Reinserta.

Según publica Excélsior, todo puede comenzar con la violencia familiar, luego la calle, las drogas, el robo, el asesinato e incluso el cruel descuartizamiento de seres inocentes sin sentimiento de culpa alguno.

Tal fue el caso de Vania, quien fue detenida a los 15 años por un homicidio, pero no fue su primer asesinato.

De acuerdo con el reportaje “Menores involucrados en la delincuencia organizada”, transmitido en el espacio informativo de Ciro Gómez Leyva, en Imagen Noticias, Vania se unió a la delincuencia para subsistir.

A los 11 años se quedó sola en Ecatepec. Su padre se fue de la casa después de casi matarla a golpes, su madre decidió seguirlo y dejar solas a sus dos hijas. Poco después, la hermana mayor de Vania también se fue y tuvo que buscarse la vida.

La joven relató cómo era ese trabajo encomendado: “le corté toda la cabeza con el vidrio. Todo, todo, lo degollé. Agarro su cabeza, lo agarro de las orejas y le dije que eso le pasaba por pasarse conmigo y había una varilla, la clavé, le empecé a quitar la piel, los ojos, rompí el cráneo, le saqué el cerebro y así se quedó”.

Con información de Excélsior

Print Friendly, PDF & Email
Etiquetas