Deportes

Reta Marcelino a Simeone con Europa en juego

Con su futuro en duda por el proceso electoral del Athletic, Marcelino García Toral vuelve a retar a Diego Simeone, que no ha sido capaz de ganarle en sus últimos 3 enfrentamientos y llega exigido por la necesidad del equipo madrileño de clasificarse a la próxima Liga de Campeones.

Europa marca los incentivos de un duelo clásico de LaLiga Santander. Para el Atlético de Madrid, cuarto con solo 4 puntos de ventaja sobre el Betis, estar la próxima temporada en Champions es una necesidad, futbolística y sobre todo económica. Para el Athletic, el triunfo copero del conjunto verdiblanco le sirve la opción de ir a Europa por la séptima plaza, también a 4 puntos.

Un enfrentamiento en el que en los últimos tiempos se impone Marcelino, que desde que se hizo cargo del Athletic ha derrotado dos veces al Atlético (el 2-1 de la temporada pasada en San Mamés y el mismo resultado en la semifinal de la última Supercopa de España), con un empate en el Wanda Metropolitano (0-0) entre medias. Solo una vez se ha impuesto Simeone con García Toral en el banquillo bilbaíno: en marzo del año pasado en el Metropolitano (2-1).

“Marcelino es un entrenador muy bueno y como tal genera siempre que sus equipos trabajen bien y sus partidos sean complejos de resolver”, admitió Simeone en la víspera. Tanto es así que están casi empatados: en 14 duelos entre todos los equipos y competiciones, 5 cayeron del lado de Simeone, 4 del lado de Marcelino y otros 5 acabaron en empate.

No puede permitirse un nuevo tropiezo el Atlético, que viene de empatar en casa 0-0 ante el Granada -2 puntos perdidos más de los 19 que ha dejado escapar ante los últimos 5 clasificados, que le habrían permitido incluso competir el título- y en alerta en una recta final tremendamente exigente, con Athletic, Real Madrid, Sevilla y Real Sociedad en 4 de las 5 jornadas que restan.

Muy diferente es la situación del Athletic, al que se le ha abierto de nuevo el escenario europeo, tras su agónica victoria en Cádiz la semana pasada (2-3) y el triunfo del Betis en la Copa del Rey. La séptima plaza vuelve a dar licencia para viajar, pese a que esté a cuatro puntos del Villarreal a cinco jornadas del final.

Las posibilidades de competición continental aparcan el proceso electoral que está previsto para junio, al que está muy ligada la continuidad en el banquillo de Marcelino. Mientras, los aficionados mantienen el foco en el terreno de juego, donde esperan que su equipo apure unas opciones que, por juego, quizás debieran ser más.

Para mantenerlas este sábado, el técnico asturiano sufre dos bajas importantes, las de Oihan Sancet y Asier Villalibre, que no han podido volver a la convocatoria por sus respectivas lesiones, una pubalgia el Lince de Mendillorri y unas molestias musculares el Búfalo de Gernika.

Con sus ausencias, los delanteros titulares, Raúl García e Iñaki Williams, se quedan sin sus sustitutos naturales y tendría que ser Alex Berenguer el que adelantase su posición si Marcelino necesita un relevo en los puestos más adelantados.

Berenguer, además, apunta a suplente de inicio como en Cádiz, donde no jugó ni un minuto tras dejar su puesto en la banda derecha a un Nico Williams que recordó al anterior a la lesión muscular que le tuvo unos encuentros de baja.

También se espera en el once, como en el agónico 2-3 del Nuevo Mirandilla, a Daniel Vivian, Mikel Balenziaga y Mikel Vesga, que ocuparon los puestos de los en principio fijos en el equipo si están disponibles Yeray Álvarez, Yuri Berchiche y Unai Vencedor.

Unai Simón bajo palos, Oscar de Marcos en el lateral derecho, Íñigo Martínez en el centro de la defensa, Dani García en el doble pivote y el capitán Iker Muniain en la banda izquierda en medio campo sí parecen tener el puesto asegurado de inicio para mañana.

Por el lado visitante, la formación parece bastante más clara y tiene varios nombres propios. El primero es el del francés Antoine Griezmann, peleado con el gol en los últimos doce encuentros –“Necesita volver al gol, le generará confianza”, dijo Simeone este viernes- y el segundo el de Luis Suárez, que volverá a ser titular desde Mallorca. Solo lo ha sido en tres de los últimos 15 duelos.

También, por lo sorprendente de su ausencia, es noticia el capitán Koke Resurrección, que dejará su puesto al mexicano Héctor Herrera -de vuelta seis partidos después- en el centro del campo, junto al centroafricano Geoffrey Kondogbia, que vuelve tras sanción, y con Griezmann y el belga Yannick Carrasco en los costados.

Por detrás, el centro de la zaga queda para el uruguayo José María Giménez tras 5 duelos de baja, Mario Hermoso, y el mozambiqueño Reinildo Mandava. Marcos Llorente el brasileño Renan Lodi estarán en los laterales, en un duelo en el que no estará por sanción Stefan Savic, y por lesión Joao Félix y Thomas Lemar.

Con información e imagen de EFE

Botón volver arriba