Rinde Eduardo Hernández Nava su último informe de labores al frente de la UdeC

Con un resumen de los logros alcanzados durante los ocho años al frente de la Universidad de Colima, este viernes el Rector José Eduardo Hernández Nava rindió su cuarto informe de labores del segundo período, en sesión solemne realizada ante el pleno del Consejo Universitario, máximo órgano de gobierno de la institución, en el que destacó como estrategia principal a la educación con responsabilidad social para fortalecer, dijo, “una institución viva, activa, abierta, interconectada y con los valores de unidad, libertad y respeto”.

Durante su mensaje, resaltó que hoy la institución cuenta con 28 mil 808 estudiantes inscritos en 113 programas educativos, tres mil estudiantes más que en 2012. Esto, añadió, gracias al programa universitario de becas que impulsan los gobiernos federal y estatal, empresas y organizaciones no gubernamentales y la propia UdeC, logrando que a la fecha se beneficie al 75% de jóvenes en el estado.

Gracias a que se puso en marcha el nuevo modelo educativo institucional, continuó, actualmente ocho de cada diez programas se encuentran actualizados. Durante estos ocho años, dijo, las instancias evaluadoras otorgaron el reconocimiento de calidad a 101 de los 113 programas de la institución; “a la fecha, la UdeC suma más de 185 mil egresados, de los que 59 mil se han titulado. El 32% lo hizo en esta administración, incluyendo a mil 169 universitarios que durante el 2020 realizaron su titulación de manera virtual. En este rubro agradezco al gobernador su apoyo para el otorgamiento de la beca de titulación”.

Respecto a la planta docente, dijo que todos los profesores cuentan con licenciatura, mientras que en educación superior aumentaron los académicos con maestría y doctorado. Hoy, agregó, ocho de cada diez profesores de tiempo completo cuentan con reconocimiento de perfil deseable por parte de la SEP, y aumentó el número de profesores en el Sistema Nacional de Investigadores, pasando de 134 en 2013 a 223 este año.

Con la llegada de la pandemia, dijo, miles de estudiantes detuvieron sus acciones de servicio social y práctica profesional, “no así en el sector salud, ya que esto representaría una disminución de la capacidad de atención a la población, por lo que se realizaron gestiones para facilitar su permanencia, protección y seguridad sanitaria”. Esto, destacó, para seguir aportando al bienestar de la sociedad.

En materia de internacionalización, recordó, la UdeC cuenta con 418 convenios de cooperación académica con 190 instituciones de 39 países, lo que representa 662 proyectos de financiamiento y colaboración con naciones de América Latina y el Caribe, Europa y Asia, entre otras regiones; cuenta con 21 programas de doble grado y avanzó notablemente en educación digital.

Uno de los ejes centrales de su administración, dijo, fue el Programa Institucional de Calidad de Vida. Gracias a él, en 2014 la UdeC creó el Centro de Desarrollo de la Familia Universitaria “con un enfoque de desarrollo sostenible y la promoción de los derechos humanos”, que facilitó una mayor incorporación de los jóvenes voluntarios, trabajadores y sus familias, comunidades y diversos grupos marginados.

Respecto a la rendición de cuentas, resaltó que de 2007 a la fecha la UdeC ha sido auditada de manera permanente y ha cumplido con los requerimientos de información sobre el ejercicio de los recursos públicos ante instancias locales y nacionales; “estos resultados señalan que “nuestra Casa de Estudios cumple con las disposiciones normativas aplicables, convirtiéndonos en una de las universidades públicas estatales mejor posicionadas en el contexto nacional”.

Si de retos hablamos, dijo, “el 2020 ha sido el más grande, pues la pandemia por Covid-19 cambió radicalmente las formas habituales de vivir, trabajar, comunicarnos y socializar. Este año nos planteó desafíos como nunca en la historia, y pusimos a prueba nuestra capacidad, compromiso, profesionalismo y creatividad. La dinámica institucional, pese a la situación de emergencia, no se detuvo porque se reestructuraron los esquemas de trabajo”, tanto en el aspecto académico como el laboral y en la vinculación con la sociedad.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Hernández Nava resaltó que durante estos ocho años la relación con los sectores gubernamental, social, productivo y con los pilares institucionales “fue una pieza clave para garantizar la autonomía universitaria, la viabilidad financiera, la pertinencia social del trabajo y la unidad en torno a la educación superior como bien común, pues sabemos que esto sólo es posible con la participación de todos y todas”.

Por lo anterior, agradeció a los titulares de los diez ayuntamientos de Colima, a los integrantes del Congreso de Estado y al gobernador Ignacio Peralta, “a quien refrendamos el pacto estratégico que desde el inicio de su gestión hemos empeñado”, y también a Jaime Valls Esponda, secretario general de la ANUIES, “por su apoyo a la UdeC en la defensa de su autonomía”.

También reconoció a Carmen Enedina Rodríguez Armenta, directora general de Educación Superior Universitaria de la SEP, por su presencia: “Quienes integramos el sistema educativo nacional hemos dado pruebas claras y contundentes de la importancia de nuestra existencia para la vida de la nación, la seguridad sanitaria, la tranquilidad social y el desarrollo sostenible”, aseguró.

Comentó que la Asociación de Jubilados y Pensionados, la ACU, FEUC, SUTUC y la FEC son “pilares de la institución con quienes actuamos en beneficio de la UdeC para fortalecer la identidad y el sentido de pertenencia y compromiso de unidad institucional”. Además, felicitó al Rector electo, Christian Torres Ortiz Zermeño, “a quien los integrantes del Honorable Consejo Universitario eligieron para que, a partir del primero de febrero sea el rector, a través de uno de los ejercicios democráticos más emblemáticos de la UdeC”.

Hoy, dijo por último, “rindo cuentas ante la comunidad que me honró para estar al frente de la UdeC; cierro mi administración con la frente en alto y entrego una institución sólida con importantes avances. Gracias a los trabajadores; en cada logro institucional está el trabajo en equipo y la pasión de cada universitario empeñado en dar lo mejor de sí para el engrandecimiento de la máxima Casa de Estudios de los colimenses”.

La comisión de glosa del Consejo Universitario, en voz de Susana Aurelia Preciado Jiménez, directora general de Educación Superior, aprobó el informe, en lo particular y en lo general, “en virtud de que cumple con lo requerido por la Ley Orgánica de la UdeC y refleja de manera analítica y clara las gestiones, avances y logros que la UdeC ha alcanzado durante el periodo que se informa”.

Al tomar la palabra, Carmen Rodríguez Armenta, directora general de Educación Superior Universitaria e Intercultural, reconoció a toda la comunidad universitaria “por su compromiso con los procesos democráticos y de rendición de cuentas, elementos fundamentales en el avance y crecimiento de las instituciones y de México como una nación democrática”.

El informe, dijo, “refleja su responsabilidad, como universidad pública autónoma, con la sociedad mexicana, ya que este ejercicio de rendición de cuentas permite conocer y profundizar en los temas de avance, calidad y transformación académica que esta mañana el Rector José Eduardo Hernández Nava ha informado”.

Agregó que, más allá de un espacio para la formación profesional, “la universidad es también una puerta de entrada de los jóvenes colimenses hacia el conocimiento y hacia mejores oportunidades personales; en ocasiones, ésta es la única posibilidad de crecer en comunidad y de contar con una conciencia crítica, con el respeto hacia los otros, y con una actitud atenta hacia nuestro entorno”.

Felicitó a la UdeC por su 80 aniversario y destacó el importante papel de formación profesional que tiene la Casa de estudios, por lo cual “debemos seguir fortaleciendo a las instituciones a través de estos ejercicios de transparencia”. De igual manera, resaltó la capacidad de adaptación en la modalidad virtual durante la pandemia, “ya que significa un gran esfuerzo de reestructuración”, y la creación del sitio informativo de la UdeC ante el Covid -19, así como la colaboración con el gobierno de Colima en diversas actividades conjuntas.

“Desde el Gobierno federal y la SEP –finalizó–, cuentan con un acompañamiento íntegro y ético, en total respeto a su autonomía, que va acompañada de una gran responsabilidad social de ustedes hacia su comunidad, ya que su trabajo en la educación superior es clave para seguir abonando en la transformación de la sociedad y del país en estos tiempos tan complejos”.

Para finalizar la ceremonia, el gobernador Ignacio Peralta Sánchez dijo que este IV informe de labores “refleja un periodo de cambio en la vida universitaria, pero también de logros, a pesar de las circunstancias”, por lo que felicitó a todas y todos los universitarios, ya que han llevado a la institución “a trascender en la memoria colectiva del estado. Gracias a las y los profesores de los niveles medio superior y superior, por adecuar los espacios en sus viviendas para desde ahí seguir dotando de conocimiento y creatividad a sus alumnos. Gracias también al personal administrativo y operativo por seguir brindando sus diversos servicios y trámites a profesores y alumnos”.

Dijo también que estos logros se debían al liderazgo del Rector Eduardo Hernández, “con quien desde el inicio de su gestión pactamos una alianza estratégica entre Universidad y gobierno, felicidades señor rector, por un año más de entrega y compromisos cumplidos”.

Por último, aseguró que “gracias a la unidad en torno a una visión de largo plazo y a su trabajo constante, la Universidad de Colima se ha ganado el cariño y respeto de todos los Colimenses. En ese sentido, el desarrollo de Colima siempre estará estrechamente ligado a la educación superior, a la ciencia y a la tecnología, impulsadas por esta Universidad”.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Print Friendly, PDF & Email
Sin Comentarios

Deje su Comentarios