Venezuela rechaza informe de ONU por «selectivo» y «parcializado»

El informe de la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH) presenta una “visión selectiva y abiertamente parcializada” sobre la verdadera situación de las garantías fundamentales en el país, así lo señaló el gobierno de Venezuela.

A través de un comunicado publicado en su página web, la cancillería indicó que en ese informe se “privilegian excesivamente las fuentes carentes de objetividad y se excluye casi en su totalidad la información oficial, a pesar de toda la documentación y elementos aportados por el Estado” a ese organismo de Naciones Unidas.

Asimismo, indicó que el gobierno del presidente Nicolás Maduro ha presentado 70 observaciones al informe de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, en el cual se señaló que existen graves violaciones a los derechos humanos en Venezuela y advirtió que si la situación en ese país no mejora, continuará la migración.

En el reporte, Bachelet señala que «existen pruebas razonables para creer que en Venezuela se han cometido graves violaciones de los derechos económicos y sociales, incluidos los derechos a la alimentación y la salud«.

Para el gobierno de Maduro es “preocupante” de que a pesar de que el organismo de Naciones Unidas realizó dos visitas este año (en marzo y junio pasados) a Venezuela, el 82% de las entrevistas usadas para su informe se hayan realizado a personas que se encuentran fuera del país.

Situación por la que llamó a la OACNUDH a cumplir con las normas y principios internacionales para realizar en sus informes una evaluación objetiva e imparcial de la situación de derechos humanos de los países que integran las Naciones Unidas.

Print Friendly, PDF & Email
Sin Comentarios

Deje su Comentarios