Mié. Jun 19th, 2024

Votará Senado de EUA, por segunda vez, proyecto bipartidista para asegurar la frontera

El Senado de EUA votará el próximo jueves por segunda vez un proyecto de ley bipartidista que busca asegurar la frontera y que fue bloqueado en febrero pasado por la bancada republicana, tras las críticas del expresidente Donald Trump (2017-2021) a la propuesta.

El líder de la mayoría del Senado, el demócrata Chuck Schumer, ha puesto a votación el proyecto de ley que daría la autoridad al presidente Joe Biden de cerrar la frontera.

Shumer calificó la propuesta como la ley de seguridad fronteriza más “sólida y completa” que ha visto en una generación.

“Esta semana, los republicanos tendrán otra oportunidad de hacer lo correcto”, dijo Schumer este lunes al pleno de la Cámara Alta.“Nuestra frontera sur necesita desesperadamente más recursos y nuestro sistema de inmigración necesita urgentemente ser reparado”.

La semana pasada el senador demócrata Chris Murphy presentó por segunda vez el proyecto, que por casi 4 meses trabajó junto al republicano James Lankford, y a la independiente Kyrsen Sinema.

La propuesta anterior estaba vinculada a un plan más grande que brindaba recursos para Ucrania e Israel, pero fracasó después de que Trump, previsible candidato republicano, rechazara el proyecto a pesar de ser un crítico sobre la situación en la frontera.

Schumer dijo hoy que aquellos que dicen que necesitamos actuar en la frontera “tendrán la oportunidad esta semana de demostrar que hablan en serio, en serio, acerca de arreglar la frontera” en un claro mensaje a los republicanos.

El demócrata admitió que necesita del apoyo conservador ya que necesita 60 votos para su aprobación.

Este lunes, la portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean Pierre, dijo en un comunicado que el presidente Biden apoya “firmemente” esta legislación y pidió a todos los senadores que dejen de lado la política partidista y voten para asegurar la frontera.

El plan inicial ponía fin a la práctica conocida como “detención y liberación”, bajo la cual los migrantes indocumentados que llegan a la frontera y se presentan a las autoridades pidiendo asilo son puestos en libertad, a la espera de una audiencia ante un juez de inmigración.

De acuerdo al texto que se votará el jueves, el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) estará autorizado a suspender los ingresos de migrantes en la frontera cuando la cifra diaria de detenciones supere el promedio de 4 mil cada día durante una semana.

Pero si la cifra supera el promedio diario de 5 mil ingresos durante una semana o el umbral de 8,500 en un día el DHS deberá aplicar la expulsión de migrantes.

Este permiso para que el Gobierno federal expulse a los migrantes estará limitado a 270 días durante el primer año de vigencia del plan, 225 días en el segundo año, y 180 días en el tercero.

La votación parece dirigirse nuevamente hacia el fracaso. Los republicanos han dicho que votaran en contra, incluso Lankford.

“Se trata de ganar puntos políticos en lugar de intentar realmente resolver un problema”, dijo Lankford a los periodistas este lunes, según información citada por NBC.

“No ha habido ningún intento de sentarse y decir: ‘Está bien, ¿qué salió mal la última vez? Resolvamos esto’”, criticó.

El proyecto también enfrenta críticas de grupos proinmigrantes, que lo han calificado como un regreso a la fallida política migratoria del expresidente Trump.

Theo Oshiro, codirector ejecutivo de Make the Road New York, dijo en un comunicado que “los líderes demócratas no pueden seguir cayendo en manos de los extremistas republicanos y deben dejar de seguir una página del libro de la era Trump”.

Autor

By EFE

Related Post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *