• Lun. Jun 17th, 2024

Estima México invertir más de 400 mmdd para capturar el “nearshoring”

Para que México capture por completo la oportunidad de la relocalización de las manufacturas o nearshoring requerirá de más de 400 mil millones de dólares de inversión en infraestructura hacia 2032.

Así lo dio conocer el subsecretario de Transportes de la Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT), Rogelio Jiménez Pons, al compartir estudios preliminares del Gobierno mexicano y la consultora MacKenzie.

“Un planteamiento, yo lo veo conservador, que se estima en más de 400 mil millones de dólares en infraestructura hacia 2032 para capturar por completo la oportunidad del nearshoring y esto creo va a aumentar”, aseveró en un conversatorio virtual del Colegio de Ingenieros Civiles de México.

En este sentido, detalló que la demanda de agua para uso industrial se incrementará entre un 34% y un 54% en los próximos 8 años, por lo que podría necesitar inversiones en este rubro por hasta 27 mil millones de dólares.

En energía, resaltó que la generación de electricidad debe de aumentarse hasta en un 53%, empujando inversiones en el sector eléctrico mexicano por hasta 79 mil millones de dólares.

Para el sistema de transporte en el país estimó necesarias inyecciones de capital por hasta 250 mil millones de dólares; en tanto que para la construcción de parques industriales previó 48 mil millones de dólares; así como una necesidad creciente para urbanismo, es decir, vivienda y servicios.

Jiménez Pons también compartió que México podría beneficiarse de hasta 520 mil millones de dólares en inversión extranjera directa (IED) industrial para 2032, de aprovechar el “boom del nearshoring”, que estimó sea de hasta 7 años.

Por lo que también destacó el modelo de inversión mixta, a fin de que el Gobierno mexicano colabore en el desarrollo e inversión de mayor infraestructura.

Durante su exposición, Jiménez Pons también alertó que actualmente los costos logísticos en el país son del doble que en sus socios en el Tratado México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), lo que le resta (a México) competitividad.

“Es un tema real, es un tema en el que estamos teniendo serias deficiencias en nuestro sistema logístico”, afirmó.

El funcionario lamentó que todas las ventajas competitivas como la ubicación geográfica, los costos de mano de obra, los recursos y el clima se terminan a “la hora de entrar los costos logísticos, esas ventajas empiezan a desaparecer”.

“Creo que la gran oportunidad está precisamente en mejorar todo el sistema logístico que tenemos en nuestra actualidad”, añadió.

También dijo que la construcción de infraestructura transfronteriza en el norte de México requiere de “una compleja gestión” en Estados Unidos que involucra la firma del presidente estadounidense y podría tardar hasta 10 años.

“Se debe de buscar que el nearshoring esté en la agenda bilateral de manera prioritaria, hoy no lo está”, expuso.

Autor

Por EFE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *