Lun. Jul 22nd, 2024

ARTÍCULO: Introspectiva del poder judicial

Por Redacción Jun21,2024 #Opinión

Por José Luis Negrete Ávalos

Durante estos días está presente en el acontecer diario de este país un tema relevante que deja por demás infinidad de opiniones, discusiones y análisis sobre el futuro que se suscita para esta nación, sobre el desarrollo de atribuciones modificaciones y reformas constitucionales que pueden o no determinarse necesarias. 

La reforma al Poder Judicial, un tema sumamente controversial, como una intención de iniciativa por parte del actual Ejecutivo Federal, a partir del contexto de hace algunas semanas donde se llevaría a cabo un proceso electoral, en el que  el partido en el poder ratificará notablemente su presencia por un sexenio más, en el mismo sentido la renovación del Congreso de la Unión, donde  esta fuerza política alcanza prácticamente la mayoría de los escaños.

Es en este escenario y en esta circunstancia, donde nuevamente está en boga la intención de la reforma al Poder Judicial, como un tema particular por parte de la próxima Presidenta de la República, y en el ejercicio de transición entre el gobierno saliente y el entrante.

El contenido de esta reforma básicamente señala la modificación en el número de ministros, reducción en los años en el cargo de ministros magistrados y jueces de 15 a 12 años, pero es necesario puntualizar uno de los aspectos más visibles y polémicos; la elección de ministros, jueces, y magistrados por medio del voto popular, en donde prácticamente se deja la trayectoria, los procesos de validación para el cargo judicial, en preferencias y decisión de la mayoría.

En este asunto la pregunta que reluce ¿La intención de reforma del Poder Judicial puede reflejarse en la posibilidad de la concentración de poder? 

La respuesta que directamente se presenta es que existe la posibilidad,  esto dicho desde un punto objetivo, entendiendo que las fuerzas políticas, las ideologías, los frentes de izquierda y derecha, cada uno y cada cual, tienen sus pros y contras, la lucha incesante que visiblemente se ha notado en este sexenio, las diferencias entre el conservadurismo y lo que no lo es, de acuerdo a perspectivas, deja en claro ese riesgo de tras tocar la división de poderes paulatinamente, que la orientación de decisiones y posturas se concentre.

Considerando, además, el debilitamiento profundo de la oposición, que, con estrategias prácticamente debatibles, y casi inexistentes intentan generar un equilibrio.

En resumen, toda reforma e iniciativa es válida, toda idea de mejora que en el Poder Judicial pueda presentarse lo es también, lo importante es reconocer los límites en esa división de poderes, y tener presente que la interpretación e impartición de justicia debe ser autónomo, aún en un entorno de polarización.

Las opiniones expresadas en este texto periodístico de opinión, son responsabilidad exclusiva del autor y no son atribuibles a El Comentario.

Autor

Related Post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *